Perspectivas agroclimáticas JJA 2021

Informe n°19

2/6/2021

Resumen

  • Situación:
    • En el trimestre anterior se evidenciaron déficit hídricos. Las esperadas precipitaciones llegaron relativamente tarde. En general situación más comprometida en Patagones y en sectores de Villarino.
    • Se evidencia una escasez forrajera, magnificada en aquellos establecimientos que dependen de los verdeos de invierno.
    • Cultivos de cosecha fina en general evolucionan en buen estado en sectores de la región en donde las condiciones han sido más favorables.
  • Pronóstico y recomendaciones:
    • Precipitaciones esperadas normales para el periodo.
    • Precaución por el riesgo de erosión eólica.
    • En lotes agrícolas tener en cuenta la humedad del perfil antes de fertilizar al macollaje.

Contenido:

  1. Situación meteorológica y pronóstico
  2. Situación agropecuaria general y por subregión
  3. Recomendaciones para el trimestre

Situación meteorológica

Las precipitaciones arrojaron valores levemente inferiores a la normal en marzo; en abril, se sostuvieron los desvíos negativos en el sur de la zona pero en el centro y norte, estuvieron por encima de la media; y, por último, en mayo se mostraron dentro de los valores normales y levemente superiores en el sudoeste del área. En general, los valores acumulados fueron 160 mm en Bordenave, 69 mm en Hilario Ascasubi, y 64 mm en Patagones.

El trimestre MAM, resultó con precipitaciones inferiores a la normal en el sur, normales en el centro y superiores al promedio en el norte de la región de estudio. En cuanto a las temperaturas medias mensuales, marzo presentó anomalías positivas en el oeste del área, y en el resto normalidad; abril mostró desvíos muy superiores a la normal en toda la región, y mayo temperaturas medias entre normales y levemente superiores a la normal en la zona sur.

Índice de precipitación estandarizado (SPI – estimación satelital CHIRPS)

SPI 3 meses: 26 de febrero – 25 de mayo de 2021

El índice SPI de 3 meses muestra valores levemente negativos en sur y sudoeste, y positivos en el centro y norte. Con el SPI de 6 meses se visualiza a su vez el déficit general de precipitaciones acumuladas.

SPI 6 meses: 26 de noviembre de 2020 – 25 de mayo de 2021

La distribución de precipitaciones fue a su vez irregular en la región. Eso se refleja en la humedad de suelo (SMAP).

Pronóstico

Actualmente las condiciones oceánicas y atmosféricas sobre el Pacífico Ecuatorial corresponden a un estado de neutralidad. De acuerdo a los modelos de pronóstico, la probabilidad de que continúen las condiciones neutrales en el trimestre junio-julio-agosto es de casi un 70%.

El estudio de diversos modelos de predicción climática resultan en un pronóstico de consenso de temperatura media para el trimestre junio-julio-agosto con mayor probabilidad de ocurrencia en la categoría normal en casi toda la zona (>=40) y levemente superior a la normal en el extremo sur (40-45%), y la precipitación con mayor probabilidad de ocurrencia de la categoría normal (>=40). El rango normal de precipitación para el trimestre corresponde a 37-87 mm para Bordenave, 51-116 mm para Bahía Blanca, 54-83 mm para Hilario Ascasubi y 58-68 mm para Viedma.

Acceda al pronóstico trimestral del SMN

Acceso al Sistema de Alertas Tempranas del SMN (SAT)

Contactar sobre este tema:

Hernán Veiga, Natalia Bonel. Servicio Meteorológico Nacional

hernan.veiga@smn.gov.ar

nbonel@smn.gob.ar

Acceda a la red de Estaciones Meteorológicas del SIAT

Gustavo Zura. Climatología INTA Ascasubi

zura.gustavo@inta.gob.ar

Situación agropecuaria general y por subregión

Agricultura

En Villarino y Patagones avanza la siembra de cereales de invierno, trigo, avena y cebada, mayormente bajo labranza convencional, con riesgos ciertos de erosión eólica. Debido a la demora en las precipitaciones, la prepraración de los lotes comenzó tardíamente. Se comienzan algunos barbechos para verdeos de verano.

Hacia el norte del área, partidos de Puan y alrededores, los cultivos de gruesa presentan buenos potenciales de rendimiento (maíz hacia el sur) y moderados hacia el norte (soja, girasol y maíz). Debido a las buenas condiciones, se espera un incremento de la superficie sembrada con cereales de invierno, con mayor participación de cebada en relación con trigo. Se observa un incremento de la roturación de lotes, especialmente con historia de siembra directa (algunos con más de 10 años). Los fundamentos de este cambio son varios, incluyendo la presencia de altos niveles de inóculo de hongos, de malezas resistentes y de alta cobertura de residuos que magnifica el efecto de heladas, especialmente en bajos.

Ganadería

El estado general de la ganadería es variable en el área.

En Patagones es regular, reflejando la disminución de la oferta forrajera en calidad y cantidad. Dada la escasez de forraje, varios productores optaron por anticipar el destete, algunos los mantienen con suplementación y otros directamente los están vendiendo.

En Villarino, el estado de la hacienda es bueno en general, aunque se observan algunos casos puntuales en regular condición corporal. La mayoría de los rodeos de cría se encuentra sin ternero al pie. No se están utilizando hasta el momento reservas forrajeras como rollos o granos de manera generalizada.

En Puan y alrededores, el estado de la hacienda es bueno a muy bueno. Se produjo un adelanto en la zafra de los terneros con lo cual se alivianaron las cargas. Así se pudo suplir el bache otoñal con reservas (rollos) y sorgo, lo que hizo posible mantener el buen estado del rodeo.

Situación Puan y partidos adyacentes

Situación Villarino

Situación Patagones

Situación VBRC

Apicultura en Villarino y Patagones

Riesgo de erosión

El riesgo es leve para el partido de Puan, incluso con poca cobertura, mientras que en Patagones podría alcanzar valores hasta 80,6 t/ha. Según la clasificación de FAO:
Riesgo de erosión alto : Patagones
Riesgo de erosión leve: Puan y Villarino

Contacto:
Ing.Agr (MSc) Mariana Bouza
mbouza@criba.edu.ar
Ing.Agr (Dr) Matías Duval
mduval@criba.edu.ar

 

Recomendaciones

Ambientales

Recordar que lotes con bajo nivel de cobertura superficial (menor al 30%) pueden experimentar problemas de planchado y erosión eólica. Ya se han observado algunos de estos procesos en la zona.

Ganadería

Planificación y aprovechamiento forrajero

  • Administrar los recursos forrajeros según requerimientos de los animales, combinando pastos secos con verdes.
  • Priorizar el estado y la nutrición de la vaca de cría.
  • Reservar los mejores potreros para los vientres preñados.
  • Considerar la suplementación proteica sobre aquellos forrajes secos de baja calidad (suplementos líquidos de autoconsumo o pellets de girasol o soja).
  • Controlar malezas de hoja ancha en postemergencia en verdeos de invierno que no incluyan vicia. Continuar monitoreando la incidencia de pulgones.
  • Planificar la siembra de pasturas perennes estivales (pasto llorón y mijo perenne), a desarrollarse en primavera temprana.
  • Implementar el mayor apotreramiento posible y el uso de alambrado eléctrico, que conduce a un uso más eficiente del forraje.
  • Evitar el sobrepastoreo dejando un remanente adecuado que posibilite el rebrote y la cobertura del suelo.

Manejo de la hacienda

  • Revisar el estado de los vientres (preñez y dentición), clasificarlos y descartar vacas sin diente y vientres vacíos.
  • Considerar las demandas de minerales de las diferentes categorías bovinas y posibles carencias, principalmente magnesio.
  • Monitorear la incidencia de parásitos y evaluar la necesidad de control.
  • Evaluar destino del destete según disponibilidad forrajera o posibilidad de suplementación inicial.
  • Aplicación de vacuna clostridial previo a cambios de dieta.
  • Evaluar la factibilidad de suplementación, ya sea proteica, energética o con fibra.

Ovinos

  • Es importante monitorear el estado de condición corporal, se espera que mejore en respuesta a la incipiente oferta de verdeos invernales y lotes con raigrás, alfilerillo y trébol.
  • Administrar a las ovejas vacuna anticlostridial pre parto, para garantizar el traspaso de inmunidad a las crías.
  • En los casos que realicen servicio de otoño, realizar la revisación clínica de los carneros, esquilar la zona de la barriga para que el prepucio quede liberado.

Agricultura

  • Evitar labranzas excesivas y agresivas que podrían generar erosión eólica.
  • Priorizar la conservación del agua del suelo (mediante barbechos químicos).
  • Revisar la reserva de humedad del suelo antes de decidir la siembra.
  • Tratar las semillas de avena y trigo con fungicida e insecticida (cobertura para hongos, pulgones y gusano blanco).
  • Considerar la posibilidad de utilizar fertilizante arrancador (fosfato diamónico o monoamónico) a la siembra.
  • Monitorear presencia de plagas y malezas (raigrás, cola de zorro, abrepuño, rúcula, flor amarilla) y realizar el control de las mismas en caso de ser necesario.
  • Monitorear posible incidencia de roya amarilla en trigo desde los primeros estadíos del cultivo.
  • Elegir suelos con buenas posibilidades de producción. Evitar suelos poco profundos, de baja fertilidad y enmalezados.
  • Si se piensa fertilizar, realizar análisis del suelo antes de la siembra ya que el fósforo debe ser aplicado en ese momento y también es posible que se requiera un arrancador nitrogenado.
  • Verificar que el suelo tenga suficiente agua almacenada como para cubrir, al menos, las primeras etapas del cultivo.

Acceda a la web del SIAT

Contactar a un referente:

Ing. Agr. Hugo Kruger. INTA Bordenave

kruger.hugo@inta.gob.ar

Ing. Agr. Juan Pablo Vasicek. INTA Médanos

vasicek.juan@inta.gob.ar

Ing. Agr. Andrés Grand. INTA Patagones

grand.andres@inta.gob.ar

Ing. Agr. Daniel Iurman. INTA Ascasubi

iurman.daniel@inta.gob.ar

Ing. Agr. Juan Ignacio Vanzolini. INTA Ascasubi

vanzolini.juan@inta.gob.ar

Informe Elaborado el 02/06/2021